The escort

The escort

The escort

The Escort es un filme de 2015 que, desde la atractiva y perturbadora mirada al oficio de prostituta de lujo, termina ofreciendo un filme menos profundo en los cometidos de sus personajes y el mundo que les rodea para dirigirse desde el inicio a un agradable terreno de la comedia romántica, que por otro lado banaliza o no profundiza en los elementos de su relato.

 

Un periodista (Michael Doneger) adicto al sexo, joven recién despedido de la redacción en la que trabajaba, da por casualidad con una atractiva joven (Lyndsy Fonseca) de buenos estudios que se gana una buena cantidad de dinero como escort de lujo por las noches, buscando trabajo decide explorar y realizar un reportaje de investigación anónimo centrado en esa chica; con lo cual ambos irán conociéndose y obteniendo un beneficio mutuo (él laboral y ella de protección) y una cierta tensión romántica.

 

Rompiendo con la expectativa del cartel o de su premisa que vendría a acercarnos la propuesta a filmes o series como The Girlfriend Experience; Will Slocombe deja ya desde su primer tramo a las claras que el filme no va a resultar perturbador aunque lo que pueda contar pueda serlo, cogiendo desde ahí un tono ligero, encantador y de dramedia que la acercan más a la comedia romántica que al drama o al thriller; ofreciendo una dosis de humor más habitual de la rom-com y unos personajes menos sombríos de lo que deberían y que nos resultan superficialmente encantadores.

 

Quizás este tono no es del todo positivo, al banalizar temas como la prostitución o la adicción al sexo del periodista protagonista, acercándose de lleno al tono de la comedia romántica y aligerando y banalizando su relato para llevarlo a un terreno más accesible, simple y encantador; que no hace daño a los ojos y hace pasar un buen rato dentro de su poco riesgo, contando con breves apariciones de figuras como Bruce Campbell y comandada por una buena interpretación de una bella Lyndsy Fonseca.

Please login to comment on this blog