Masajes eróticos - En qué consisten

Masajes eróticos - En qué consisten

Los masajes eróticos conjugan dos elementos esenciales: el arte y la técnica. Tienen su base en enseñanzas orientales y se aplican a todo el cuerpo principalmente a través de las manos.

Las responsabilidades y el estrés diario llevan al organismo a un estado límite. Por eso es importante hacer un parón y proporcionar al cuerpo el descanso y la relajación que se merece. Una de las mejores fórmulas para acceder a ese estado de bienestar es obsequiarse con un masaje erótico. Es un regalo inmejorable, que además de proporcionar sensaciones de placer, devuelve al cuerpo el equilibrio que necesita.

 

Pero ¿cómo son realmente los masajes eróticos?, ¿buscan tan solo un "final feliz"? Los que vayan a centros de masajes con esta única perspectiva saldrán asombrados, porque la experiencia va mucho más allá. La excitación está garantizada, pero lo importante es proporcionar al cliente nuevas sensaciones que le devuelvan al exterior pletórico de energía.

 

Masajes eróticos, ¿en qué consisten?

Tienen su base en enseñanzas orientales y se aplican a todo el cuerpo principalmente a través de las manos. Las masajistas eróticas utilizan aceites, cremas y bálsamos de primera calidad. Durante un mínimo 45 minutos acarician al cliente con suavidad y un ritmo muy lento, para introducirlo en un estado de relajación que invite a avanzar hacia sensaciones más placenteras. Todo envuelto en inciensos, velas y música relajante, en un entorno elegante, pulcro y acogedor.

 

Es importante saber que las masajistas eróticas no proporcionan sexo con penetración. Se trata de un masaje erótico, no de un servicio sexual, donde priman la sensualidad y las emociones piel a piel.

 

La carta de servicios de Masajes es muy extensa y tiene como eje central las técnicas orientales. En total, son más de una docena de especialidades para disfrutar individualmente o en pareja y con la intervención de una o dos masajistas.

Please login to comment on this blog